Cómo ahorrar dinero todos los meses

Ahorrar dineroTe gustaría poder ahorrar unos cuantos euros de tus ingresos mensuales o te conformas con tener en positivo el saldo de tu cuenta corriente el día treinta. Quizá piensas que ya te estas esforzando al máximo y que tus finanzas personales no dan más de sí. Tal vez estas en lo cierto.

Los salarios están siendo revisados en casi la mayoría de empresas a la baja, por no hablar de la presión tributaria directa o indirecta que soportamos y que en estos últimos tiempos no ha hecho más que crecer desde los ayuntamientos, comunidades autónomas y administración central. Por si acaso te voy a comentar algunas normas y consejos básicos  que espero puedas utilizar en tu beneficio, para ahorrar dinero, ahora más que nunca.

Empecemos por realizar un presupuesto sencillo pero lo más detallado posible en el apartado de gastos. Parece una obviedad,  pero es importante conocer cuánto dinero ingresas y como sale de tu bolsillo. Muchas veces nos sorprenderá el hecho, de que gastos que consideramos pequeños y rutinarios, se convierten en categorías donde gastamos mucho más de lo que pensamos.

Debemos decidir ahora que plan de ahorro queremos desarrollar. Por supuesto debe ser un objetivo factible. Es mejor que nos pongamos metas alcanzables que nos van a ir motivando conforme alcancemos resultados. Podemos empezar por fijar una cantidad de ahorro al mes o un porcentaje del total de los gastos. Reducir un porcentaje de determinadas categorías puede ser un buen comienzo. De esta manera solo estaremos pendientes de determinados conceptos y eliminamos la presión constante que nos puede hacer fracasar en nuestra campaña de ahorro personal.

Al menos una vez por semana debes hacer un seguimiento de los gastos realizados y compararlos con los objetivos marcados. Esto te ayudara  a ver los progresos y a poder relajarte un poco los siguientes días en el caso de que fueras por delante del presupuesto objetivo. Puedes ayudarte de herramientas de contabilidad personal que ofrecen gratuitamente algunos desarrolladores.

Piensa que no solo se ahorra dinero eliminando el café de la mañana con los compañeros de trabajo. Puedes reducir las facturas de luz, gas, etc.. agrupando estos servicios en una única compañía o pidiendo ofertas que en principio parecen solo destinadas a nuevos clientes. Puedes buscar bancos que no te cobren comisiones o al menos pelear con el tuyo para que las reduzcan. Pon un poco de orden en tus finanzas personales y los resultados te sorprenderán.

Subscribir

Suscríbete a nuestro boletín de correo electrónico para recibir actualizaciones.

No hay comentarios todavía.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: